Sobre Nosotros

En Bodegas y Viñedos Haya somos una familia de viticultores que cultiva sus viñas desde finales del siglo XIX hasta hoy. Nuestro mayor patrimonio se encuentra en el viñedo, con cepas de Bobal centenarias de pie franco junto a otras variedades nacionales como Macabeo y Garnacha que unidas a suelos de calidad irrepetible dan como fruto unos vinos de carácter singular. En estos momentos nos encontramos trabajando juntos la 3ª y 4ª generación. Los pioneros fueron nuestro bisabuelo D. Marcos Martínez Haba, el cual ya poseía viñedos heredados de nuestra familia desde tiempos inmemorables. Después vino nuestro abuelo D. Eloy Haya Laguna, un gran emprendedor que se caracterizó por el gusto por la buena viticultura y la defensa de lo autóctono. Hoy nuestro padre D. José Haya Martínez es quien nos ha transmitido ese legado, el saber hacer, el respeto por lo auténtico, la bondad y la seriedad para con nuestros clientes y proveedores. En el relevo nos encontramos María José y Eloy Haya, con ilusión y fuerza para seguir cuidando y evolucionado hasta pasar el testimonio a la próxima generación. Siempre rodeados de buenos profesionales y amigos a los que hacemos partícipes de todo el proceso.                    

D. Marcos Martínez

D. Eloy Haya

D. José Haya enseñando a su nieto

María José Haya

Eloy Haya

Acabado Artesanal

En Bodegas y Viñedos Haya cuidamos todos los detalles. Todos nuestros vinos tienen acabado artesanal individual. Cada botella de vino pasa varias veces por nuestras manos para asegurarnos de que queden perfectas. En el video queremos mostrar como colocamos la cápsula en cada botella. Esta cápsula es de cera ecológica de abeja, la calentamos en un recipiente y sumergimos cada botella para incorporar la cápsula, giramos para recoger el sobrante y enfriamos de nuevo en otro recipiente, después dejamos que solidifique a temperatura ambiente antes de colocar la etiqueta. Ninguna de nuestras botellas es igual a la otra. La cápsula de cera es muy cómoda, basta con abrir directamente introduciendo la hélice del sacacorchos y tirar, no deja restos que puedan caer al vino y comprometer su calidad.

¿QUIERES SABER MÁS SOBRE NOSOTROS? PREGÚNTANOS LO QUE QUIERAS